Mobile ART

blog about mobile art

Posts Tagged ‘cultura móvil

#MobileViewsBarcelona

with 3 comments

El móvil como espacio expositivo, la ciudad como pantalla, el QR como llave de acceso, el vídeo como reflexión, la calle como museo. 

Mobile Views Barcelona.  Una exposición online de vídeo-móvil a la que se accede a través de códigos QR colocados por la ciudad de Barcelona. Vídeo experimental rodado con móvil para ver en tu móvil cuándo, cómo y dónde quieras.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Mobile Views Barcelona en la Fundació Tàpies

with one comment

De la nube a la Tàpies, ese es el recorrido de Mobile Views Barcelona, una exposición online que ha sido pensada para ver en el móvil,  dejará por unas horas las alturas para aterrizar en el centro de Barcelona.

evento

Las posibilidades del móvil como espacio expositivo es uno de los temas que aborda esta muestra, pero entendemos que en algunos casos se convierte en una actividad personal e íntima, motivo por el que nos atraía la idea de llevar a cabo un evento colectivo donde comentar las piezas, vernos las caras y disfrutar colectivamente del mobile video art.

iPadMorita

Gracias a la Fundació Antoni Tàpies  este sábado 9 de marzo a las 17:30h podremos ver los vídeos rodados con móvil en compañía de sus creadores, quienes introducirán las piezas y con los que podremos charlar cerveza en mano gracias a Moritz.

Además de los vídeos rodados con móvil contaremos con la presencia de iPadMorita, quién tocará en directo música experimental con dispositivos móviles acompañado de su guitarra.

Nos vemos el sábado!

Written by Lorea Iglesias

marzo 5, 2013 at 2:21 pm

mobile apps, del móvil a la sala de exposiciones

with 3 comments

Art Mòbil, el Centro de Arte La Panera de Lleida expone en su espacio de documentación, y hasta el 24 de febrero, 3 piezas de mobile art en formato app a través de diferentes grabaciones en vídeo.

El Centro de Arte La Panera hace algo más de un año decidieron tener una app que en un principio estaba pensada  como una app informativa que ampliaría la experiencia del visitante aportando información sobre las exposiciones, el edificio, las actividades..etc.  Posteriormente pensaron que también existía la posibilidad de incluir contenidos artísticos relacionados con la línea expositiva del centro, para ello incluyeron un apartado llamado “Arte Móvil” en el que se mostrarían piezas de mobile art en formato app, que tenía como objetivo principal “ofrecer un arte móvil para el móvil”.

La Panera. Foto by Jordi V. Pou

La Panera. Foto by Jordi V. Pou

Las dos primeras obras que albergó este apartado de la aplicación se crearon en el contexto de sus propias muestras en La Panera. La primera,  Eternal Labyrinth de Ignacio Uriarte,  se desarrolló para su exposición Works y se presenta como un trazo geométrico que se va contrayendo en forma laberíntica a medida que el usuario toca la pantalla, una línea sin fin, un laberinto que nunca termina, del que no podremos salir…

Eternal labyrinth

Eternal Labyrinth – Ignacio Uriarte

La siguiente y segunda obra que albergó el apartado para arte móvil que incluía la app del centro fue Glassgate de Juan López, quién ideó una app-obra acorde con una de las instalaciones que mostraba en ese momento en centro de arte (una vídeo instalación en la que parecía que las paredes de La Panera se derrumbaban para permitirnos ver el exterior). La app Glassgate, de la misma forma que la instalación, nos permite “romper” la pantalla del móvil para poder visualizar la foto tomada. Muy acertado por parte de López el nombre de la app, ya que es el término con el que se denomina a un problema propio del iPhone 4, la rotura del cristal de la pantalla, que además ha llenado la red de preguntas, críticas y vídeos sobre el tema.

Glassgate - Juan López

Glassgate – Juan López

Pero no todas las piezas estarán vinculadas a las exposiciones del centro, a Marina Núñez le encargaron la primera de las obras no relacionada con el programa expositivo, World Inside. La interacción con la pieza comienza con la elección de una de las fotos que llevamos en la galería de nuestro móvil, después veremos como ésta se descompone en cientos de partículas que recuerdan a moléculas o algún tipo de microorganismo, deshaciéndose y dándonos la opción de regenerarse y volver a su forma original.

Marina Núñez - World Inside

Marina Núñez – World Inside

Vemos como el proyecto nace a partir de la idea de crear una aplicación informativa y va evolucionando hasta convertir la app, y nuestro propio dispositivo, en un espacio expositivo portátil donde acceder al arte contemporáneo. Existen proyectos como el de la artista Chiara Passa (del que hablamos hace unos meses), The Widget Art Gallery que también convierten nuestro móvil en un espacio expositivo, sin embargo me parece una propuesta muy avanzada teniendo en cuenta que se trata de una institución artística y pública, de hecho es la primera en España que crea un proyecto continuado (y no un hecho aislado) centrado en el mobile art. 

En este proyecto de comisariado encuentro otros aspectos muy remarcables, como el hecho de que uno de los objetivos del proyecto, entre otros, sea aumentar de esta forma la colección municipal de arte de la ciudad, lo cual me parece fantástico y un gran paso hacia la integración del arte digital más actual en los circuitos del mercado del arte y del coleccionesmo. Otro hecho que encuentro interesante es la creación de un espacio físico expositivo, diferenciado con un vinilo de Marta Cerdà que evoca un código QR, donde se pueden ver estas piezas, hasta el 24 de febrero, a través de diferentes grabaciones en vídeo. Lo cual es importante, si tenemos en cuenta que es necesario tener un dispositivo concreto (iPhone, iPod y iPad) con sistema operativo IOS para poder disfrutar de las piezas. Los usuarios de Android tendrán que esperar, pero no eternamente porque según el centro, es un tema que se han planteado, y es posible que más adelante también se realice para este sistema operativo. También es destacable el hecho de que cada una de las piezas que conforman el proyecto Arte Móvil de La Panera es inédita, de la misma forma que lo serán las próximas apps, las cuales ya han sido encargadas a diferentes artistas, como son Abigail Lazkoz, Daniel Canogar e Ignasi Aballí.

Esperamos ilusionados que el proyecto continúe creciendo y abriendo puertas a los artistas que les interese continuar trabajando (o comenzar a trabajar) en torno a las aplicaciones móviles o incluso en torno al mobile art en general, un paraguas que, como venimos mostrando en este espacio desde hace más de cinco años, acoge a gran cantidad de creaciones disímiles y de muy diferente naturaleza.

Use-It ha sido la empresa encargada de desarrollar la aplicación primaria, así como el resto de piezas (obras-app).

El reportaje que hizo La Xarxa Tendències os aportará toda la información necesaria sobre este innovador y valiente proyecto, además de tener la posibilidad de escucharlo de la mano de Glòria Picazo, directora del centro.

 

gadgets que amplían sentidos y posibilidades

leave a comment »

Los diseñadores se han puesto las pilas creando complementos, gadgets, artilugios… para los dispositivos móviles. El desarrollo de la tecnología de comunicación móvil abre para el mundo del diseño una nueva área de inspiración dónde crear todo tipo objetos que complementan la larga lista de utilidades que le damos a nuestro móvil o tablet.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Como venimos comentando en este espacio, los artistas digitales, en muchos casos, han encontrado una nueva plataforma para crear, comunicar e incluso comercializar sus obras, como vimos en el caso de las apps, y lo mismo sucede en otras áreas como la del diseño, por ejemplo.

El dispositivo, en sí mismo, es absolutamente multifuncional pero a todas las acciones diferentes que nos posibilita hay que sumarle todos los gadgets que el diseño ha creado específicamente para estos dispositivos (especialmente para los diseñados po Apple).

Si de alguna manera, entendemos los dispositivos móviles como extensiones de nuestros sentidos, como un dispositivo que amplía nuestras capacidades y nuestra inteligencia, todos estos gadgets que se están creando a su alrededor, aumentan a su vez las posibilidades de dichos dispositivos. Los ejemplos más conocidos por los usuarios de este tipo de gadgets  son los que amplían sus funciones de cámara fotográfica y de vídeo,  su función musical (posiblemente sea esta función la que más artilugios ha motivado, para iPad especialmente), ya sea para crear o reproducir música, y su función de consola de videojuego.

Muchos de los gadgets se han creado para apps concretas (osea, las apps amplian las funcionalidades del móvil y los gadchets también amplían las funcionalidades tanto del móvil como de las apps). Algunos son pasajeros y cuando cambia la versión del dispositivo ya no son adaptables pero otros son para todo tipo de móviles, tablets o sistemas operativos.

Para esta ocasión hemos elegido dos ejemplos de gadgets con algunos aspectos en común;  ambos son tan sencillos como útiles e ingeniosos, los dos son analógicos,  creados en Barcelona, con materiales muy conocidos por todos y de forma manual:

The Gramophone Speaker, un disco de vinilo antiguo y sin uso que ha sido rescatado, transformado y convertido en un amplificador de sonido para cualquier dispositivo móvil con altavoces incorporados. Portátil y sin cables,  creado por Morfina Studio.

 

The Love Box, un vídeo mezclador de edición limitada, construido a partir de una base de madera y un sencillo sistema de espejos y creado por Honest & Smile.

 

Written by Lorea Iglesias

diciembre 22, 2012 at 5:31 pm

Publicado en diseño

Tagged with , , , ,

apps móviles en el contexto artístico

with 6 comments

El 19 y 20 de septiembre se celebró en el CCCBLab de Barcelona el taller y debate Apps para una nueva cultura coordinado por Mara Balastrini y centrado en debatir sobre el papel que las mobile apps están jugando en la cultura actual. Junto con Hernán Rodríguez (fundador y director de la Asociación Española de Comunicaciones Móviles), Eugenio Tisselli (creador de la mobile app Sauti Ya Wakulima), Patricia Santos (creadora de la mobile app Questinsitu) Mar Pérez Sanagustín y Jochen Doppelhammer (emprendedor del mundo mobile), me invitaron a mostrar una rápida visión sobre la relación entre creación artística y aplicaciones móviles.

Como se muestra en este blog, son muchos los ejemplos de mobile art que desde hace más de una década podemos encontrar, pero desde la aparición de las apps, también son muchos los ejemplos de obras que utilizan las mobile apps como soporte, herramienta o concepto para llevar a cabo un proyecto artístico. Para poder comprender mejor la relación que existe desde hace unos años entre la creación artística y el desarrollo de aplicaciones he agrupado algunos ejemplos dependiendo del uso que los artistas hacen de ellas:

Arte multimedia portátil. apps interactivas creadas por artistas para disfrutar e interactuar (si lo requiere) en la pantalla de nuestro terminal. Algunas son revisiones de software art adaptadas a la pantalla móvil, otras, en cambio, responden al descubrimiento, por parte de los artistas, de las nuevas formas de interacción que esta plataforma permite. Son aplicaciones principalmente contemplativas, para ver en nuestro terminal y recrearnos con ellas. Suelen requerir nuestra interacción y reaccionan (en distintos niveles) a nuestras acciones. Abstracto, interactivo, estético, secuencial y generativo. Software + interacción usuario = creación artística.

La artista de software art Lia, quien también creó la página iPhoneArt, a modo de galería virtual y comunidad artística para creadores de software art para iPhone, fue una de las primeras en ver las app como una nueva plataforma de creación, distribución y mercado para sus creaciones. Jonah Brucker-Cohen da más detalles a cerca de este tipo de apps en alguno de sus artículos.

PhiLia 02 – Lia

Sum05 – Lia



En esta línea destacan otros muchos creadores como por ejemplo Steph Thirion artista que trabaja en el ámbito del arte sonoro abstracto. Relación con el juego, sound art, estética geométrica (parecen planetas), reminiscencia de los juegos arcade de los 80 (look retro). Una de sus app Eliss (2009).

Snibbe encuentra en el móvil una perfecta plataforma de distribución para el arte digital que utiliza la pantalla como soporte. Algunas de sus apps son Gravilux (también para Android(1997-2010) app gratuita que reproduce un paisaje estelar a base de puntos que permite la interacción arrastrándolos y la personalización del color, gravedad..etc,  Antograph (1997-2010) dibujo generativo que cobra vida al usarlo o la quizás más famosa Biophilia (2011) creada para Bjork.


Antograph – Snibbe

Biophilia – Snibbe



Arte multimedia interactivo. Progresivamente este tipo de apps evoluciona, junto con la propia tecnología, y comienzan a integrar el entorno debido a la incorporación de nuevos sensores en el terminal móvil. Ejemplo Konfetti  de Stephan Maximillian Huber, la app actúa como un reflejo abstracto de nosotros mismos, las imagenes que la app genera, como nuestras emociones, no son estáticas sino que se adaptan al movimiento y al a situación. Otro ejemplo de app que va en la misma dirección es Field de Rainer Kohlberger, un trabajo de abstracción audiovisual capaz de traducir valores de luminosidad en tiempo real.


Konfetti – S.M. Huber



Urban Rhythms (2012) de la artista Jody Zellen (estuvo expuesta en Bcn recientemente en formato instalación) fue adaptada posteriormente a formato app (para iPhone, iPad y Android). La obra es un reflejo de sus investigaciones sobre la relación existente entre figuras creadas a mano y las generadas por ordenador y representa una metáfora de cómo la multitud se mueve por los espacios urbanos. Zellen ha realizado diferentes obras para móviles, no sólo apps ya que le interesa el móvil como espacio de creación que facilita la accesibilidad a la creación artística, así como por ampliar los límites estéticos de un medio tan utilitario.


Urban Rhythms – Jody Zellen



App creadas para desarrollar proyectos artísticos concretos, como la red de conocimiento compartido para agricultures y otras comunidades Sauti Ya Wakulima del artista digital Eugenio Tisselli. Otro ejemplo de apps creada para llevar a cabo un proyecto concreto, podría ser la obra Bank del artista Jordi Abelló quién desarrolla una app gratuita para Android para que a través de ella disfrutemos de una exposición virtual de retratos de personajes del mundo financiero y que se puede ver en diferentes coordenadas correspondientes a ciertos bancos o en la Documenta.


Sauti Ya Wakulima – Eugenio Tisselli



Jodi o Jodi.org pioneros del net.ar y conocidos por sus proyectos sobre modificaciones artísticas de juegos de ordenador, crean una app llamada zyx para desarrollar una obra performática, la app nos muestra una coreografía a seguir con la grabación de movimientos cotidianos, absurdos y compulsivos o las interacciones frustradas que realizamos al usar nuestro terminal. Una reflexión sobre los comportamientos producidos por el uso de tecnología móvil a modo de performance, se realizó en el New Museum de Nueva York.


zyx – Jodi



Proyectos que utilizan apps creadas para otros fines. Existen proyectos artísticos que utilizan aplicaciones creadas para otros fines. Un ejemplo a destacar es la app layar de Realidad Aumentada (AR), usada por un gran numero de proyectos de artistas o proyectos culturales. Algunos ejemplos a destacar: el grupo de Barcelona Space Vandals ha desarrollado distintas acciones basadas en la utilización de layar (2010-2011), o la exposición del MoMa (2010) de Sander Veenhof y Mark Skwarek.


NoHaypan – Space Vandals

MoMa – Sander Veenhof



App como concepto. Apps creadas por artistas en las que la obra es la app en si misma (y nuestra interacción con ella). Esto responde a la asimilación del concepto de “app”, por lo que ya no sólo se ve como una herramienta o soporte que ayuda al artista a llevar a cabo una idea, ahora algunos artistas reflexionan sobre el concepto mismo y crean app-obras que no tendrían razón de ser fuera de este ámbito concreto. Aún representa una minoría dentro de la creación artística vinculada a las apps, pero su mera existencia es importante en el sentido en que abre nuevas posibilidades comunicativas para la creación digital. Cabe destacar, en esta novedosa categoría, dos obras del artista catalán Kenneth Russo, quién recientemente ha presentó en el Museu de L’Empordà dos apps gratuitas para iPhone; Disset Segons, en general, ironiza sobre las categorías que se establecen respecto al contenido de las apps y reflexiona sobre nuestra interacción con las interfaces gráficas. Love Lock reflexiona sobre la identidad en el espacio digital a través de la creación de una especie de red social para enamorados.


Disset Segons- Kenneth Russo

Love Lock – Kenneth Russo



Apps como herramienta- soporte para dibujar. En este sentido (como sucede en el ámbito musical) el aumento del tamaño y el incremento de calidad de las pantallas, más sensibles al tacto, marca una gran diferencia. El hecho de tener más espacio para dibujar o diseñar, aumenta el número de usuarios y las posibilidades de uso (muy utilizado como cuaderno de apuntes). Los ejemplos son abundantes y siguen en aumento y un ejemplo de los resultados de la interacción con apps como esta, se pueden ver actualmente por ejemplo en el Guggenheim, donde se exhiben algunas obras del artista David Hockney. Conocidos también como fingerpainters, los artistas que utilizan sus dedos para dibujar a través de diferentes apps, generalmente con iPad o iPhone, forman grupos, realizan exposiciones, imparten clases…etc. Algunos de los nombres destacados dentro de este colectivo: Benjamin Rabe, Luis Peso, Xoan BaltarRichard Shulman, entre otros muchos.

   

Benjamin Rabe



Algunas apps para dibujar: Brushes, Infinite PainterArtStudioArt Set…etc. Algunas de estas app específicas para dibujar también son creadas por los propios artistas, por ejemplo Composite es una app de James Alliban que permite pintar sobre una secuencia de vídeo en directo.

Otros grupos. En el marco de la creatividad y vinculadas a la creación artística, nos encontramos con varios grupos de éxito respecto a la popularidad, descarga y uso de las app, como son las apps de fotografía y de música. En relación al caso de la fotografía, quisiera destacar el hecho de que dichas apps han impulsado la creación amateur de una manera espectacular y han motivado a un gran número de gente a disfrutar con la fotografía (y a muchos amateurs a profesionalizarse), lo cual es bastante relevante. Ejemplos: snapseed, Instagram (incluye red social)…etc. La aparición del iPhone, en este sentido representó un punto de inflexión, ya que en torno a este dispositivo se ha generado una actividad fotográfica que ha alcanzado una mayor difusión. Conocida como la iPhonegrafía, en torno a ella se han generado (de forma más intensa que las fotografías tomadas con otros dispositivos) exposiciones, colectivos, blogs…etc. Aunque en la actualidad existe una creación muy amplia de fotografía móvil con otros dispositivos.


L. A Mobile Art Festival (2012)



A partir de la posibilidad de desarrollar apps se produjo un cambio significativo en la utilización de dispositivos móviles en el ámbito musical, al cual hay que sumarle otro hecho importante, como fue la aparición de dispositivos de mayor tamaño, la pantalla con mayor número de pulgadas permite un uso más natural y la posibilidad de sustituir instrumentos y efectos musicales…etc. También la diferencia del iPad, hace que los que utilizan apps de música, por el momento, prefieran la tecnología de Apple. Ya parece que fue hace mucho cuando nos sorprendió la aparición de apps que convertían nuestro móvil en un instrumento de viento como sucedió con la ocarina.


Reactable – Sergi Jordà
Amplitube



app por y para museos.  Muchas son las aplicaciones usadas por museos y centros de arte, donde se utilizan mayoritariamente para ampliar la información o para mejorar la experiencia de la visita. Algunas están pensadas para el museo en general y otras para exposiciones concretas. En este sentido destaca, entre otras, la app del MoMa, bien para mejorar la visita o para hacer recorridos virtuales desde casa. Otro ejemplo más cercano lo tuvimos en Mataró donde se realizó una exposición con AR para ampliar la información sobre los autores locales.  Actualmente se ha dado un paso más, ya que se están desarrollando apps mucho más variadas y que nos permiten otro tipo de interacción más personal o específica con los centros o sus colecciones. Por ejemplo Streetmuseum, creada por el Museo de Londres , mediante uso de AR, permite recrear fotos antiguas y obras de arte superpuestas al lugar de la ciudad que estemos enfocando con la cámara. O Magic Tate Ball app, de la Tate Modern, una app inspirada en el juguete Magic 8 Ball y pensada para ser utilizada fuera del museo,que está basada en la localización y que nos muestra obras de la Tate relacionadas con nuestro entorno en ese preciso momento. (Podéis encontrar más información sobre este tipo de aplicaciones en el archivo del CCCB Lab referentte a la actividad MuseumNext Barcelona).


MoMa app

Mar de Fons – Ca L’Arenas (Mataró)

apps per una nova cultura. I+C+i // CCCB Lab

with one comment

El próximo miércoles 19 y jueves 20 de septiembre tendrá lugar en el marco del CCCB Lab de Barcelona la sesión Apps para una nueva cultura, que propone un debate en torno a la situación actual de las aplicaciones para dispositivos móviles. Junto con otros invitados, estaremos allí para debatir cómo afectan a los diferentes ámbitos de la sociedad. Además se llevará a cabo un taller en el que se desarrollará una app para una exposición que tendrá lugar el próximo mes de octubre en el CCCB.

Nos encantará veros por allí.

Más información.

Conversando sobre creación audiovisual con dispositivos móviles

leave a comment »

MirageSiguiendo con la línea temática que nos ha ocupado últimamente, hoy continuamos con una entrevista realizada el pasado mes de mayo al artista Álvaro Collar. Una charla sobre creación audiovisual con móviles, sobre videoarte, sobre experimentación…en definitiva, sobre temas que nos interesan en torno a la creación.

Conversando sobre creación audiovisual con dispositivos móviles

La faceta de videoartista es lo que mejor conozco de la obra de Álvaro Collar, aunque toda su obra me parece que está impregnada de cierta libertad experimentadora propia de este tipo de creación. Y es precisamente la necesidad de encontrar nuevos caminos, nuevas posibilidades lo que le lleva a la práctica con todo tipo de cámaras, incluyendo las cámaras de los teléfonos móviles. La utilización de estos dispositivos es precisamente lo que hace que nos conozcamos y que se cruce nuestro trabajo, primero en la exposición Mobile Art. Experiencias móviles y actualmente preparando una exposición online para el festival Screen from Barcelona.

Sus videocreaciones rodadas con teléfonos me atraen de forma singular, me absorben y trasladan a estados de ánimo que se enfrentan, paso de la curiosidad al asombro y de la angustia a la liberación, debe ser que cada imagen me lleva a un estado diferente y disfruto de cada plano como una obra independiente. Una experiencia estética abierta que permite crear nuestra propia vivencia a través de sencillas y poéticas imágenes.

Aunque, quizás ahora más que nunca, la idea es lo más importante y no la herramienta que utilizamos para llevarla a cabo, el teléfono móvil ha aportado a los creadores cierta libertad que está ligada a las propias características del dispositivo como la portabilidad o la accesibilidad que proporciona, así que le traslado a Álvaro algunas cuestiones sobre este tema:

¿Cuál fue la primera vez que rodaste con un teléfono móvil?

Mi primer video fue Centrifuga, un video de 30 segundos que envié al Movilfilmfest y que ganó el premio a la Mejor Idea Original. Mi móvil de aquel entonces no tenía cámara pero me encontré uno en la calle unos días antes del cierre de la convocatoria.

La calidad de la cámara del móvil era bastante precaria, así que pensé que el video debía ser lo mas sencillo posible para que pudiera entenderse. Si el móvil se movía, aunque fuera lo mas mínimo, toda la imagen se rompía en pixeles y acaba siendo algo muy abstracto. Por eso pensé que debía grabarlo con un trípode, pero me pudieron las ganas de experimentar y fue solo cuestión de tiempo llegar a la conclusión opuesta: atarlo a un ventilador y le darle al rec.

¿Qué te ha aportado en tu trabajo desde entonces grabar con terminales móviles?

Sobre todo con los primeros móviles con cámara, la pixelación de la imagen era algo inevitable. A mi me gusta mucho tratar la imagen después de grabada y retocarla, y a nada que hicieras algún ajuste,  la imagen se iba resquebrajando. Esto, que supongo que mucha gente encontraría como un inconveniente, a mi me fascinaba. Creo que mi trabajo en vídeo ha ido tendiendo hacia lo abstracto a consecuencia de esto. Me interesan más los colores y las texturas que una imagen legible, porque estoy convencido de que las sensaciones viajan más rápido en la abstracción.

Me encanta poder mostrar la trama de píxeles que componen una imagen, creo que igual que en el cine o en la música, las imperfecciones que impone el soporte añaden cierta mística a la obra: el ruido en los vinilos, los granos en el cine y los pixeles en la imagen digital. Es interesante trabajar con estas imperfecciones y tratar de aprovecharlas para conseguir un efecto dramático.

¿Crees que la proximidad que tenemos con el dispositivo, la relación que establecemos con él, afecta en el resultado estético de las imágenes que tomamos?

Creo que lo cotidiano del objeto ha normalizado la acción de grabar y también la de ser grabado. Lo veo como un paso más de un proceso que comenzó con las primeras cámaras domesticas, las mismas cámaras domésticas que tanto tuvieron que ver con el nacimiento del video arte a mediados de los años 60.

Desde el punto de vista estético y narrativo creo que hay otras características del dispositivo que pueden influir más que la proximidad que tenemos con él: el límite de tiempo que permite grabar, el tipo de lente, tipo de archivo en el que se guarda la información…

Donde si noto de manera directa la influencia de grabar con un móvil es en que me ha permitido registrar momentos que antes se me hubieran escapado. Esas imágenes que antes no me hubieran motivado lo suficiente como ir a buscar la cámara, comprobar si la batería estaba cargada, ver si la cinta tenia todavía espacio libre, montar la cámara en el trípode y finalmente grabar… ahora las puedo tener tan solo encuadrando y grabando.

Cuáles son la limitaciones principales a las que te enfrentas al usar esta herramienta y sin han variado estas limitaciones a lo largo de los últimos años.

Pienso que las limitaciones son un buen aliciente para la creatividad y el móvil plantea muchas. El principal problema de las imágenes grabadas con estos dispositivos es la calidad de muchas ópticas o la ausencia de ajustes manuales para la exposición…   Esta ausencia de control absoluto en la grabación me parece muy interesante porque tienes que buscar la manera de “engañar” a la cámara para que haga las cosas como tú quieres.

Para mí, sin embargo, la mayor limitación está en la grabación de sonido. Suele tener una calidad muy baja y aunque se procese a posteriori es complicado tener más de un registro valido para las piezas de video.

Tus piezas rodadas con móvil han despertado mucha curiosidad, muchos elogios, de hecho, fuiste uno de los primeros ganadores en este país por el rodaje de una pieza de móvil, y recientemente en Tenerife, con una pieza totalmente diferente, ha vuelto a suceder. Podrías comentar esos dos reconocimientos y qué han supuesto para ti.

Ganar el Premio a la Mejor Idea Original en Movilfilmfest fue un punto de inflexión porque supuso era la primera vez que trabajaba con móvil. Centrifuga, un video de 30 segundos, con una idea muy sencilla en el que habría invertido alrededor de cinco horas, de repente aparecía en las noticias, viajaba a festivales de cine por todo el mundo (que conste que el merito de tanto revuelo fue en gran medida culpa de Alberto Tognazzi y de la excelente campaña de promoción y difusión que hizo con el festival). El premio fue un Nokia n93 con el que pude continuar haciendo videos hasta hace bien poco.

Myriad, Mejor Cortometraje en el Movilfest Tenerife, fue un premio muy especial sobre todo porque es el vídeo más íntimo y más personal que he realizado. Me sorprendió mucho que lo premiaran y la buena acogida que ha tenido el video en exposiciones y festivales tan nacionales e internacionales. La reacción de la gente al video es visceral, algo que siempre busco y creo que esta intimidad de la que hablaba antes ha contribuido a que la relación del espectador con la obra sea también más directa.

¿Cuáles son los proyectos en los que estás trabajando en la actualidad?

Acabo de terminar una serie web llamada The third Place. Hemos grabado la serie utilizando cámaras reflex digitales y estamos muy contentos con el resultado.  La serie es un thriller de ocho capítulos que podrán verse gratuitamente en www.thethirdplace.es

Por otro lado, estoy trabajando en unos videos hechos con Iphone que continúan la trayectoria de trabajos anteriores como Mirage o Myriad; la idea es que se puedan exponer simultáneamente algún día.

Entrevista realizada en mayo de 2012.

Más información sobre Álvaro en:

www.alvarocollar.com

www.videorinth.com

www.videoartmapping.com

www.thethirdplace.es

Más información sobre Lorea en:

www.blogmobileart.com

www.loreaiglesias.com

Written by Lorea Iglesias

julio 19, 2012 at 2:17 pm